Viernes, 05 de septiembre de 2008
Publicado por Caridea @ 22:08  | Reflexiones
Comentarios (1)  | Enviar
No se si con justificaciones o sin ellas... lo cierto es que no he cumplido aquello que intenté prometerme a mi misma: ser perseverante.

De acuerdo... si, vino el verano... las vacaciones... la reincorporación laboral..... ¿Pero esos son motivos para no encontrarme?
Deberia ponerme un castigo por ello y sin embargo me revelo.

Es mi actitud constantemente reaccionaria, inquieta  y olvidadiza, porque no decirlo. Es mi cabeza que siempre idea nuevos proyectos y finalmente no enjambra ninguno. Es tener que hacer cincuenta cosas a la vez. Es estar en alerta continua por cualquier motivo  Es..... es......  no!   SOY

Probablemente si viviera aislada de todo y de todos.... si no me preocupara mas que de mi.... si en cada momento que necesito mi espacio lo tuviera.... si gozara de paz conseguiria esa perseverancia a la que alego pero.... la realidad es un tanto distinta: ya sabeis donde vivo (si habeis leido algún artículo anterior), que hacen mis ojos y como lo interpreta mi ser, como siento cada minuto de mis días, las obligaciones habituales de convivir en sociedad, las relaciones en toda su extensión. ¿Para que seguir?  Creo que algunos ya sabreis a que me refiero.

Habitualmente sacrificamos nuestro espacio... nuestro YO y sin darnos cuenta vamos mueriendo poco a poco.... Sólo cuando se dispara la alerta reaccionamos, pero con tanta ansia que llega el caos y el desorden; y hala!!   vuelta a empezar.

Creo que en estos momentos la temperatura esta ascendiendo vertiginosa y peligrosamente... quiero salir de esta zona y reencontrarme de nuevo. ¿Será ello posible? ¿Es sólo fruto de mi sentir?

Veremos

Tags: constante, perseverante, tiempo, olvido, convivencia

Comentarios
Publicado por simancasirun
Lunes, 03 de noviembre de 2008 | 10:47
Hola...
Tenía más curiosidad por saber algo de ti... y veo que eres auténtica energía positiva sin encauzar.
Un besazo a tu alma